VIVA EL BARCA!

09:26 Stanley Herrarte 9 Comentarios




Por cuestiones de trabajo, estuve en un restaurante de la zona viva donde transmitieron el partido de la final de la champions. El lugar estaba lleno, y viendo el rostro de aflicción/felicidad de los presentes, recordé la última vez que jugué futbol.
El estadio estaba lleno, habían banderas por todos lados y los cánticos eran ensordecedores. Todo pintaba que sería una gran final. No recuerdo cual era el nombre de la copa, lo que si puedo decirles es que ese día me enfrenté a mi mejor amigo, que estaba con el equipo rival.

Y rodó el balón... y a correr por toda la cancha, hacer pases, saques de meta, tiros de esquina, uno que otro fuera de lugar... pero los goles no aparecían. Unos días antes de este partido, aprendí a hacer fintas, pero no me sentía seguro y como era la final, no quería ariesgarme a realizar una jugada de ensueño.... porque Pinky, mi amigo/rival es muy bueno aprovechand0 los contraataques.

Dicho y hecho, un descuido de mi parte y me salió un mal pase.... Pinky atravezó el campo desde su punto de penal hasta mi porteria, y no había poder humano que lo detuviera. Y a todo esto, el cronometro marcaba el minuto 89. Estando frente al arquero, no mostro misericordia. realizó una jugada fría y calculadora... pim... pum... y gol. para mi fue un gol, pero para el Perro Bermudez ( si, a mi también me sorprendió que el narrara estos partidos)
fue un GOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOL AZO, AZO, AZO, AZO!!!! Perdí la final, perdí la copa, y apague el Nintendo. Hasta en videojuegos pienso que el futbol es cosa de maricas.

mejor me voy con mis gatos.

Ps. si, si, Pato, que viva el Barca.

9 comentarios:

Eddy dijo...

Mano, como siempre te lucís con las anécdotas. Ya era hora que mencionaras al Pinky en el blog. Excepto el Club Atlético y Deportivo Boca Juniors, para mí el resto del soccer sucks.

C.A.N dijo...

Gracias por compartir tu anécdota, me sirvió para pasar un rato entretenido en una tesiosa tarde de trabajo. La verdad, el fut está entre las 50 mil cosas que no me importan del mundo y de fut sé lo mismo que de algebra: nada.

El Vigilante dijo...

Odias el fútbol pero lo jugas en videojuego???? què te pasa a vos. Quién te entiende... coherencia muchacho... coherencia.

LUNAVE dijo...

.... JAJJAJJ me imagine a Pinky "sin podr humano ke lo detuviera"...ke bueno ke recapacitaste y aos gatos. un abrazo

David Lepe dijo...

Muy muy bueno manín.

Luc!a dijo...

Jajaja. Buenísima anécdota. Corrección: buenísima forma de contar una anécdota que podría haber pasado desapercibida.

Vos, y Werner que estaba haciendo mientras tanto? era el árbrito? neeeeh!

Skunk LR dijo...

Eddy: no sabia que tenias un par de equipos futboleros.. y bueno, creo que pinky aparecera mucho mas seguido...

C.A.N: que bueno que te sirva para algo mi blog... saludos

Vigilante: no es falta de coherencia. la verdad es que el juego fifa 2008 me llamo tremendamente la atencion porque fue el primer videojuego para Game cube que estaba totalmente en español. el narrador es el famoso perro bermudez. y eso es algo que hay que aplaudir en los videojuegos. si yo fuera fan del Play station, tambien me hubiera comprado el pro evolution soccer donde el pescado ruiz esta en la portada. y si, no me gusta el futbol.

Lunave: en verdad Pinky es muy bueno en este juego ( o yo soy muy malo)jajajaj un abrazo pa vos tambien

Lepe: gracias por la flor

Lucy: por esas razones no me gusta el futbol ni siquiera en videojuegos, porque solo pueden jugar dos. entonces jugabamos sacarrin, el que pierde el partido, sale y le toca al otro que tiene que esperar con cara de pendejo. buuuuuuuuu!

JuanPablo dijo...

buenissimo el partido!!!!! que viva el barca brother, historicamente el equipo español que logro el triplete.
Me pregunto
Cuando vamos a mejorar el nivel de fut en Guate?

Eddy dijo...

Aclaro vos Stanich: el Club Atlético Boca Juniors es uno y el mismo equipo. Mi papá se hizo seguidor del Boca porque en los sesenta ahí jugó un portero que se llamó Antonio Roma. Imaginate, un casi pariente lejano.

Ser del Boca es algo que se hereda: no necesito estar viendo sus partidos ni atormentarme por los goles que no mete y renegar por los campeonatos que pierde. El futbol jamás desplazará a la lucha libre en mis preferencias.